Latin quote of the day

lunes, 14 de noviembre de 2011

El Itoiagawa Menesteo

Hola amigos,


voy a presentaros al árbol representativo de la asociación Menesteo. Un Juniperus chinensis var. itoigawa que hace ya unos años adquirió la anterior asociación del Puerto de Santa María para una demostración, creo que a cargo de Felipe Recio, y que desde que se realizó la demostración ha sido cultivado y cuidado por nuestro presi, Rosendo Martínez.


Esta imagen os muestra la fuerza que tenía este ejemplar en febrero de 2009, antes de comenzar su remodelación. Había crecido muchísimo y había muchas gruesas ramas imposibles de modelar sin hacer grandes intervenciones: Podéis ver la cantidad de hojas y la fuerza que tenía. El abono especial de Rosendo tiene mucho que ver, a base de "estracto de pollastre":
Lo primero que pensé fue en cambiar el ángulo de plantado, inclinándolo un poco hacia la derecha y el frente. Había pocas ramas en la parte izquierda, pero bajando un poco las ramas superiores se podía disimular. Se eliminaron ramas mal situadas, chupones, hojas viejas, y se comenzó a tallar un shari a lo largo del tronco, que en posteriores intervenciones se iría agrandando:

Tras una cata para marcar el camino de las fibras, se terminó de abrir el resto del shari, aprovechando las heridas de poda de algunas ramas eliminadas en ocasiones anteriores:




Un mes más tarde, en otra reunión de la asociación, tocaba realizarle un alambrado para comenzar a modelar las ramas, bajando algunas de ellas y redistribuyendo las otras para ir construyendo la ramificación secundaria y terciaria:Otras vistas antes del trabajo:La parte trasera:Otro lateral:Para este primer alambrado utilicé aluminio y coloqué algunos tensores para subir y bajar las ramas a la posición elegida:Éste fue el resultado. Se acortó bastante la rama de la izquierda y se bajó el ápice para hacer un árbol más compacto:Dos años y dos meses más tarde, este mes de mayo pasado, el itoigawa estaba de nuevo pletórico, y se hacía necesaria una limpieza de hojas y brotes, preparatoria para el alambrado que teníamos previsto hacer en otoño. El amigo Juan Toral me ayudó a realizar este trabajo:Y llegamos al mes de noviembre. Queríamos asegurarnos que el alambrado no perjudicara a las ramas y optamos por retrasar hasta noviembre el mismo. Así estaba antes de comenzar con la limpieza de la corteza, trabajo previo al alambrado:Con ayuda de un escalpelo fui eliminando poco a poco la corteza vieja, para mostrar la corteza rojiza típica de esta especie. Hay que ser meticuloso y cuidadoso a la vez, evitando dañar la vena viva. Algunos bultos antiestéticos que aparecían en algunas ramas también fueron eliminados a ras con ayuda del bisturí:







Más o menos limpia la corteza, unas fotografías generales para decidir, sobre imagen, qué hacer. Había que limpiar las nubes de follaje y eliminar ramitas para facilitar el alambrado, que en esta ocasión preferí hacer con cobre, que permite utilizar menores calibres y que estéticamente es más agradable: En esta posición de plantado se pierde un poco la visión del shari y la rama principal se va muy hacia atrás, así que opté por girar un poco hacia la izquierda y ampliar la madera muerta un poco más. También pensé en traer hacia el frente la rama de la derecha.


Otras vistas del itoigawa antes del trabajo de alambrado:





Aún quedaban zonas en las ramas que limpiar, y lo fui haciendo conforme alambraba:


Una imagen del lío de ramas que había antes de empezar a poner un poco de orden:

Y comenzamos el trabajo. Me gusta tomarme el alambrado con mucha calma, así que preferí traerme el árbol a casa, y sin prisas, a lo largo de esta semana fui limpiando la corteza, y el fin de semana me dediqué a alambrar. Aquí podéis ver el shari ampliado y la rama principal alambrada:

La segunda ramas también alambrada. Opté por reducir a pequeños grupos de hojas y hacer un alambrado detallado, que permitiera que las ramas estuvieran clareadas para que el sol entre sin problemas en la totalidad de ellas. Es un trabajo lento, pero un disfruta colocando cada una de las ramitas en su posición y viendo como va apareciendo orden donde antes había desorden:


Toda la parte superior no estaba aún trabajada:

La rama situada justo encima de la rama de la izquierda había que bajarla y formar pisos para rellenar el enorme hueco que había en esta zona:

Vista general tras modelar esta zona:

Siempre me gusta dar vueltas y vueltas al árbol conforme lo voy trabajando, aquí una vista desde la derecha:

Y otras desde la parte trasera:
Para no cansaros paso a mostrar diferentes imágenes del árbol ya alambrado del todo. Estas imágenes, además de para compartir con vosotros, me sirve para comprobar si hay que reposicionar alguna rama:

Rama principal:

La rama de contrapeso:

Las ramas de la zona superior izquierda:

El ápice:



Una vista lateral izquierda:


Y algo más arriba desde el mismo lateral:

Una imagen a vista de pájaro:

Y para terminar, cuatro vistas del trabajo de alambrado terminado. El lateral derecho:


La parte trasera: El lateral izquierdo:

Y el frente:

Aún le queda un largo camino por recorrer, pero la remodelación va bien encaminada. Es un buen ejemplar, y además, el bonsái de la asociación MENESTEO.


Un saludo.


Juan Antonio.

2 comentarios:

Carthago dijo...

Copio un mensaje de Puers que borre por error:



hola,una buena evolución una clase en toda regla me lo estudiaré para trabajar uno que tengo ,lo que hacen los conocimientos y el tiempo,un abrazo.
ya te envié las fotos.



Gracias, Toni. Esta tarde te contesto. Un abrazo.

angelo dijo...

Hola Carthago.
Magnifico trabajo sobre ese junipero, sencillamente maestro, tengo tiempo siguiendo tu blog silenciosamente, aparte de los comentarios que hacia (y hago) el Portalbonsai, te invito a pasar por la web "Bonsai En Venezuela", no somos nada expertos ni mucho menos, solo principiantes entusiastas.
Colocare tu blog en nuestro menu "Sitios de interes", espero y me des tu visto bueno.
Un saludo desde Venezuela.

Anuncios

Astronomy Picture of the Day

Se ha producido un error en este gadget.